LOGO STAR RIDERS SPAIN

La vida es una ruta, un viaje con un principio y un final, ¿por qué no hacerlo en motocicleta...? ¿Por qué no ver la vida con la perspectiva diferente que da la motocicleta...? Cada vez que salimos con ella a la carretera, aunque no lo pensemos, estamos transformando nuestra visión del mundo, nuestra experiencia y en definitiva nuestra forma de mirar la realidad..

Cuando viajas en moto ves las cosas de forma
totalmente diferente. En un coche siempre estás dentro de un
habitáculo y, por estar acostumbrado a eso, no te das cuenta de
que a través de la ventanilla todo lo que ves es sólo una extensión
de la televisión. Eres un observador pasivo y todo se mueve
lentamente a tu lado, como en un marco.
En una moto el marco desaparece. Estás en completo contacto
con todo. Estás dentro de la escena, no tan sólo contemplándola,
y la sensación de presencia es abrumadora. Ese
hormigón que pasa zumbando a diez centímetros de tus pies es
lo real, el material sobre el que caminas está allí mismo, tan
borroso que no puedes enfocarlo, sin embargo en cualquier momento
puedes bajar el pie y tocarlo, y todo el asunto, la experiencia
total, permanece siempre en tu conciencia inmediata.

Robert M. Pirsig

¿Y por qué no compartir todo ello...?
En el año 2006 un puñado de amigos unidos por su afición a las motos crearon Star Riders Spain, pretendían estimular así su afición, que el grupo fuera soporte de las individualidades, querían aumentar las posibilidades de rodar y organizar encuentros moteros en los que fuera posible viajar con sus motos, encontrarse y compartir intensamente una afición llena de símbolos, de sensaciones positivas, de amistad, camaradería, respeto, una realidad llena de respuestas evidentes y sin preguntas que responder, al contrario de la presión a la que nos somete a diario la vida cotidiana, Porque una forma de ocupar tu tiempo libre es una forma de entender la vida, y nuestras motos nos han llevado y nos llevarán a horizontes infinitos, a sentir la plenitud, a apreciar la libertad, y al final de la ruta siempre están los amigos, que han llegado y te esperan o ruedan todavía para encontrarte sin otro fin que compartir contigo su tiempo libre, su parcela de libertad. Esos son nuestros colores, los que lleva la ilusión y sentimos en nuestro interior, no en una prenda.
El tiempo siempre deja cicatrices y ausencias, es una ley natural e inevitable y a pesar del paso de los años muchos de aquellos soñadores siguen aquí, al igual que todos aquellos que se han incorporado a lo largo de la ruta Star Rider, EL CAMINO QUE NOS UNE, porque todos y todas importamos y somos iguales, no importa dónde estés, quién seas, qué moto tienes o cuales son tus ideas, ni siquiera importa tu grado de compromiso y participación con la asociación, eso lo decides tú, solo importa que respetes a tu compañero de viaje y aprecies el enorme valor que tiene el viajar con su moto para encontrarte y compartir contigo unas horas, unos días, unos kilómetros, en resumen, una forma de entender la vida ligada a tu motocicleta que es tu ilusión y a la amistad honesta a la que ella nos conduce sobre el asfalto y nos puede dar.

Javi.

fotoarticuloquienes somos